lunes, 6 de febrero de 2012

Cienfuegos

Gonzalo Cienfuegos, Odalisca Moderna

¡Gracias! al comentario de un visitante, he descubierto la obra del pintor chileno Gonzalo Cienfuegos, un autor que declara que "me gusta lo popular, seducir al público con mi pintura".

Para Gonzalo Cienfuegos los lugares comunes no son un problema. Como profesor, lleva 35 años dando clases de pintura y, como pintor, ha pasado casi el mismo tiempo obsesionado con un mismo tema: la cita pictórica. La idea surgió a mediados de los 70, compartiendo taller con un amigo. Como si fuese un ejercicio de escuela o, quizás, un juego entre amigos, ambos iniciaron cuadros a partir de obras iconos en la Historia del Arte: inspirándose primero en Ingres, fue el inicio de una carrera apegada a los grandes maestros de la pintura.

Gonzalo Cienfuegos, Las Meninas

En 1979, Cienfuegos inauguraba A las Meninas de Velázquez, una muestra que catapultó su fama, donde aludía al cuadro más famoso del pintor español. Nunca abandonó el referente y cada cierto tiempo vuelve a plasmar en la tela a la Infanta Margarita de Austria o al rey Felipe IV de Gonzalo Cienfuegos, El CiclistaEspaña.

En sus obras, siempre figurativas y narrativas, Gonzalo Cienfuegos ofrece una visión, no exenta de humor, que profundiza en la psiquis del hombre y manifiesta sus más íntimas angustias, su temblor, su asombro o su miseria, poniendo de manifiesto aquello que de grotesco e incongruente existe en la sociedad contemporánea.

La visión de Gonzalo Cienfuegos nos recuerda a la del niño travieso, cuya perversión consiste en ir transgrediendo las reglas con picardía, para dejarnos ver, simplemente, el otro lado de las cosas.

Web del autor: Gonzalo Cienfuegos

Fuentes: Latin Art Museum, Galería de Arte Lucía de la Puente, La Tercera