martes, 14 de septiembre de 2010

Coge el aerosol y corre

Bansky

Personalmente, me encantan los graffitis, lo considero un arte urbano lleno de mucha creatividad y estilo, aunque hay graffitis y graffitis. Hay algunos menos artísticos, francamente horribles y molestos, que afean y estropean las fachadas y cuya limpieza cuesta un montón de dinero.
Bansky
No es el caso del famoso Banksy, seudónimo de un prolífico artista del graffiti británico, que mantiene su verdadera identidad oculta. Se desconoce su nombre real y su edad aunque se cree que se apellida Banks y que nació en Bristol en 1974.

Los datos, en todo caso, son inciertos y se desconocen detalles de su biografía, así que más vale pasar directamente a la obra gráfica del artista urbano más conocido del planeta.

Los grafittis de Bansky son fácilmente encontrados por las calles de Londres y cargan consigo un contenido social y una aparente aversión al abuso de autoridad y poder.Bansky

Las criticas sociales en forma de esténcil de ese misterioso artista inglés mezclan la realidad con una idea; son irónicas y divertidas, provocando en el espectador una identificación total.

Sus primeras intervenciones consistieron en producir parodias de obras de arte o antigüedades que logró colocar en museos sin que nadie en un principio las descubriera. El Museo Británico tardó varios días en percatarse de que una piedra en la que aparecía pintado un cazador de la Edad de Piedra empujando un carrito de supermercado no pertenecía a su colección sino que era en realidad una broma de Banksy.

En otra ocasión hizo en el festival de Glastonbury un círculo similar al monumento megalítico de Stonehenge utilizando retretes portátiles y otra vez en el parque de atracciones de Disneylandia soltó una muñeca hinchable que representaba a un preso de Guantánamo.

BanskyBansky

Su trabajo, en su gran mayoría piezas satíricas sobre política, cultura pop, moralidad y etnias, combina escritura con graffiti con el uso de estarcidos con plantilla. Sus obras se han hecho populares al ser visibles en varias ciudades del mundo.

Ha sido criticado por el irónico uso que hace del imaginario anticapitalista y de protesta, mientras trabaja para grandes empresas y galerías de arte, ya que Bansky cobra por su trabajos para Greenpeace, empresas como Puma y MTV, además de vender cuadros hasta por 25.000 libras en circuitos comerciales o en la galería de su agente. Esto le ha llevado a ser acusado de vendido por otros artistas y activistas.

También hay quien considera que su obra, como la de otros grafiteros, es mero vandalismo y se le reprocha que plasme mensajes anti-sistema en barrios y edificios cuyos habitantes no los comparten.

BanskyBansky

Banksy
ha publicado varios libros con fotografías de su obra en distintas ciudades, además de sus lienzos de trabajo y sus exposiciones, acompañando las imágenes de subversivos y a menudo agudos escritos.
Bansky
El próximo 8 de octubre se estrena en España Exit throught the gift shop, una película sobre/por/en torno a Banksy. Se trata de su primera película como director, que muestra su particular estilo de “guerrilla urbana”, es decir, pintar paredes e intervenir espacios públicos, filmarlo todo y huir de la policía.

“Creo que mi objetivo era hacer una película que hiciera por el arte callejero lo que ‘Karate Kid’ hizo por las artes marciales”, dijo el enigmático artista en una atípica rueda de prensa, encapuchado, con la voz distorsionada y a través de una cámara instalada en su casa.

“Un filme que hiciera que todos los niños del mundo tomen un tubo de aerosol y salgan a la calle. Aunque creo que también podríamos lograr lo que ‘Tiburón’ hizo por el esquí acuático”, ironizó. Habrá que verla.